Soluciones del siglo XXI para tu espacio que se construyó en el siglo pasado

Spread the love

Parece que el espacio para cosas como mochilas, proyectos y computadoras portátiles no era una preocupación cuando los salones fueron diseñadas originalmente si estamos por ejemplo en un colegio de varias décadas.

Entonces ¿Cómo trabajan los educadores dentro de limitaciones como estas para optimizar el aprendizaje del siglo XXI en sus aulas?

Los profesores son solucionadores de problemas por lo que surgen algunos consejos de muchos que organizan creativamente sus aulas para mejorar las experiencias de aprendizaje de sus alumnos.

Estas son algunas de las lecciones que algunos profesores han implementado sobre el uso innovador del espacio.

Los profesores han demostrado que pueden existir espacios de aprendizaje activos y vibrantes en aulas antiguas, unidades móviles u otros espacios diseñados para enfoques educativos más tradicionales.

Los arreglos de espacios creativos, la atención a la ergonomía, un guiño a la individualidad y la organización eficiente pueden crear oportunidades para una mayor participación y una mejor participación de los estudiantes.

SILLAS ERGONÓMICAS GAMER | Svgamer

Puede ser a través del apoyo de nuevo mobiliario en donde los pupitres modernos se encuentran más orientados a mejorar las exigencias de los alumnos y cubrir necesidades de la nueva forma de enseñanza en donde los profesores trabajan con una modalidad colaborativa con sus alumnos.

Entonces, estos nuevos actores de muebles ofrecen soluciones para el aprendizaje del siglo XXI a través de una variedad de productos.

Existen diversos proveedores con espíritus afines que comparten la emoción por crear espacios para un aprendizaje activo y centrado en el estudiante.

Incremento del tiempo del proyecto con almacenamiento eficiente

Los profesores a menudo argumentan que la eficiencia es una preocupación sustancial, especialmente cuando se trabaja en proyectos.

Un período de clase de 50 minutos puede contener tan poco como 30 minutos de aprendizaje si los estudiantes necesitan de cinco a 10 minutos para acceder a tus materiales al comienzo de la clase y otros cinco a 10 minutos para limpiar y almacenar materiales al final.

Los profesores pueden hacer un uso más eficiente de su tiempo de clase cuando emplean una mayor movilidad y organización para sus unidades de almacenamiento.

Los profesores pueden reducir el tiempo de acceso al comienzo de la clase cuando usan unidades de almacenamiento móviles que se mueven fácilmente por la sala.

Cuando se tienen este tipo de contenedores de diferentes tamaños, el almacenamiento se realiza de forma más eficaz y puede albergar una mayor variedad de herramientas y materiales, lo que reduce la necesidad de que los estudiantes se muevan a otras estanterías dentro de su aula.

La eficiencia también aumenta cuando se pueden quitar contenedores completos de las unidades móviles y colocarlos en el área de trabajo grupal.

10 recomendaciones para mejorar tu desempeño como docente

Cuando los participantes deben acceder a herramientas y materiales desde unidades de estanterías fijas, ganan más tiempo del proyecto si las ubicaciones de suministros y materiales permanecen consistentes.

El uso de etiquetas son un elemento que ayudan a los estudiantes a aprender y recordar estos lugares y la codificación por colores podría reforzar el esquema organizacional, especialmente para los estudiantes más jóvenes.